Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Si continúas navegando, estás aceptando nuestra política de cookies. Pero puedes cambiar la configuración en cualquier momento. Más información

Aceptar

Fes-te'n soci/a

#EndTheCageAge: el caso de los patos y las ocas

Actualitat agost 26, 2019

#EndTheCageAge: el caso de los patos y las ocas
¿Aún no has firmado la ECI #EndTheCageAge? Te ofrecemos razones válidas para sumarte a la campaña y para que conozcas las condiciones de vida de las diferentes especies animales que viven enjauladas en Europa. Hoy te hablamos de patos y ocas.

Alrededor de 40 millones de patos y ocas son criados para la producción de foie gras en la UE cada año. Más del 90% de ellos son patos. La mayor parte están enjaulados durante las dos últimas semanas de vida para poder forzar su alimentación: dos practicas inhumanas e innecesarias.

La miseria de vivir en jaulas

Además de ser cruelmente enjaulados, se fuerza a los animales utilizados para la producción del foie gras a comer cantidades masivas de alimento para hacer que se les infle el hígado hasta diez veces su tamaño natural, causándoles un sufrimiento terrible.

Las jaulas son normalmente pequeñas, con un suelo de malla de alambre, sin lecho ni ninguna área sólida sobre la que descansar. Aparte de un bebedero de agua, las jaulas suelen estar completamente vacías. Aquí las aves desarrollan anormalidades de postura y forma de caminar, lesiones a las alas y heridas en las patas. La alimentación forzada puede causar inflamación y otras heridas en el estómago.

Legislación

La legislación de la UE exige que, cuando se acomoda a patos y ocas, los suelos tengan un diseño adecuado para no causarles incomodidad, que estén cubiertos con un material de lecho adecuado y que se suministren residuos para enriquecimiento y se eviten los entornos vacíos. Sin embargo, la mayor parte de la industria de la producción de foie gras no cumple con estas exigencias durante el periodo de alimentación forzada y enjaulan a los patos en jaulas completamente vacías sobre suelos de malla.

Forzar la alimentación de los animales con fines no médicos, intrínsecos a la producción de foie gras, es una práctica expresamente prohibida por la legislación de seis de las nueve provincias austriacas, la república Checa, Dinamarca, Finlandia, Alemania, Italia, Luxemburgo, Noruega, Polonia y, siguiendo la interpretación de las leyes generales de protección animal, Irlanda, Suecia, Suiza, los Países Bajos y el Reino Unido.

Pero ahora ha llegado el momento que la UE exija el fin de las jaulas a todos sus países miembros.

Los principales productores de foie gras de la Unión Europea

(número de animales criados para la producción del foie gras)

  • FRANCIA - 28 MILLONES
  • HUNGRÍA - 6 MILLONES
  • BULGARIA - 5,4 MILLONES
  • ESPAÑA - 903.400
  • BÉLGICA - 50.189

 

¿Quieres ayudar a éstos y a muchos animales más? FIRMA ahora la iniciativa ciudadana europea:#ENDTHECAGEAGE

Más información: Compassion in World Farming

 

¿Quieres apoyar nuestro trabajo? Ayúdanos a seguir: HAZTE SOCIO

Colabora por tan sólo 1€ al mes: HAZTE TEAMER

Recibe nuestro newsletter: SUSCRÍBETE AQUÍ