Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Si continúas navegando, estás aceptando nuestra política de cookies. Pero puedes cambiar la configuración en cualquier momento. Más información

Aceptar

Hazte socio/a

Un estudio mundial confirma la relación entre el consumo de carne y el cáncer

Actualidad Barcelona, noviembre 27, 2020

Un estudio mundial confirma la relación entre el consumo de carne y el cáncer
Una nueva investigación de alcance internacional demuestra la relación entre el consumo de carne y el cáncer, asegurando también que una ingesta de verduras más elevada podría ser un factor protector.

El consumo de carne y alcohol se relaciona con una mayor incidencia de cáncer. Esta es la principal conclusión de un estudio internacional liderado por investigadores del CSIC y el CREAF.

El estudio lo han dirigido Josep Peñuelas y Jordi Sardans, investigadores del CSIC en el Centro de Investigación Ecológica y Aplicaciones Forestales (CREAF). Se ha publicado en la revista International Journal of Environmental Research and Public Health y en ello han participado también investigadores de centros de Austria, Bélgica y Francia.

Para hacer el estudio se ha analizado la correlación entre dieta y cáncer en al menos cincuenta países, desde 1960 hasta 2017. El análisis cruza datos de instituciones como la FAO, la OMS, la ONU, el Banco Mundial, la OCDE, los Departamentos de Agricultura y Salud de EE.UU. o el Eurobarómetro, que incluyen información de países de todo el mundo.

El trabajo confirma a gran escala un hecho que ya se ha observado en estudios locales: que el consumo de carne y alcohol se asocia a una mayor incidencia de cáncer y, a la inversa, que comer más verduras puede ser un factor protector.

Los autores han analizado datos de prevalencia de cáncer entre 1998 y 2010 y de mortalidad por cáncer entre 1960 y 2010 y las han relacionado con el consumo de calorías, de carne, de pescado, de verduras, de alcohol, de fósforo y de nitrógeno. Pero en el caso de los dos últimos, los resultados no han sido concluyentes, y los autores del artículo afirman que "no hemos encontrado relaciones consistentes en la relación fósforo y nitrógeno en la comida" y, por tanto, no se confirma la hipótesis de que estos elementos aumenten la prevalencia de neoplasias malignas.

Relación entre el consumo de carne y la alta mortalidad

Los resultados confirman que una alta prevalencia de neoplasmas malignos entre 1998 y 2010 está relacionada con una alta ingesta de carne. Y esto se da especialmente en tumores de colon, pulmón, mama y próstata.

El consumo de carne también está relacionado con una alta mortalidad por todos los tipos de cáncer entre 1960 y 2010. A la inversa, un elevado consumo de verduras se relaciona con una menor prevalencia de cáncer y también con una menor mortalidad. La única excepción a estas tendencias se da en el cáncer de cuello uterino. Esto sugiere"que las causas ambientales de este tipo de cáncer pueden ser diferentes".

¿Necesitas más información sobre el consumo de productos de origen animal para la alimentación humana? Consulta en nuestra web para conocer esta industria y las diferentes implicaciones para personas y animales:

COMERCIO > Alimentacion

Fuente: 324

 

¿Quieres apoyar nuestro trabajo?HAZTE SOCIO

Colabora por tan sólo 1€ al mes:HAZTE TEAMER

Recibe nuestro newsletter:SUSCRÍBETE AQUÍ