Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Si continúas navegando, estás aceptando nuestra política de cookies. Pero puedes cambiar la configuración en cualquier momento. Más información

Aceptar

Hazte socio/a

El Circo del Terror se compromete a no mantener animales salvajes nunca más

Nuestra acción Castelldefels, diciembre 4, 2020

El Circo del Terror se compromete a no mantener animales salvajes nunca más
Visitamos a la puma para verificar su estado de salud y lamentablemente descartamos la posibilidad de reubicarla. El circo, por su parte, confirma que no tendrá más animales en el futuro y firmarán un convenio para que quede constancia del compromiso.

La semana pasada advertíamos de la presencia de una puma acompañando a las familias que componen el Circo del Terror. A pesar de que en las redes hubo confusión y se cargó contra el Circo como actividad, desde FAADA ya anunciábamos que el animal no aparecía en el espectáculo, ya que precisamente ese circo apostó por el cambio hace ya 10 años y decidieron reconvertirse en un circo sin animales.

Sin embargo, mantener a un animal salvaje como animal de compañía conlleva serios problemas de bienestar y de seguridad; más aún cuando el lugar donde se mantiene es itinerante. Por esa razón, dimos la voz de alarma, pues una jaula en un remolque, acompañada de paseos, no permite que un animal de sus características desarrolle sus comportamientos naturales

Desde el circo contactaron con nosotras para hablar del caso en particular, pues alegaban que a la puma le quedaba poco tiempo de vida. Nos permitieron llevar a un veterinario de fauna salvaje con experiencia en grandes felinos para que hiciese la valoración y nos proporcionaron los nombres de otros veterinarios que han atendido al animal, así como su última analítica de sangre.

De acuerdo al informe del veterinario, Roberto Melero, la puma, Celda “presenta un cuadro de insuficiencia renal crónica en su último estadio que requiere de una medicación estricta y continuada” además determina que “no será posible evitar futuras complicaciones y crisis urémicas por fallo renal en un corto plazo de tiempo (seguramente semanas o pocos meses)”.

Tras valorar la situación con los propietarios, los diversos veterinarios que la han atendido y con APP Primadomus, llegamos a la conclusión de que trasladar a Celda al santuario podría ser fatal para ella. Cuando son trasladados, todos los animales requieren de un proceso de adaptación al cambio y, en este caso, debido a su avanzada edad y patología, es preferible dejar que pase el poco tiempo que le queda, recibiendo las atenciones médicas que necesita, y sin grandes alteraciones. Confirmamos que, por lo menos, está claro que Celda está recibiendo dichos cuidados y que esa entera dedicación que le profesan en el circo es la que ha mantenido la enfermedad a raya hasta ahora.

A pesar de que los propietarios podrían haber entregado a Celda en el pasado, pues tuvieron diversas oportunidades que se les ofrecieron desde el santuario hace algunos años; éstos se negaron porque tienen un apego muy fuerte y no fueron capaces de ver que tomar aquella decisión habría sido lo mejor para ella. Ahora ya es demasiado tarde y, lamentando mucho que no vaya a poder disfrutar de una vida distinta al menos durante un corto tiempo, sabemos que no intervenir es en la actualidad lo mejor para ella en su delicado estado de salud.

Como muestra de que la intención del circo no es ningún caso la de mantener animales salvajes en cautividad ni utilizar a ninguno de ellos en su espectáculo; el Circo del Terror y los propietarios de Celda firmarán un acuerdo en el que se comprometen a no adquirir ningún otro animal en el futuro, no utilizar animales en sus espectáculos y nos permitirán hacer el seguimiento de la puma.

Esperamos que el caso sirva para que la administración se dé cuenta del daño que se hace permitiendo según qué actividades con los animales salvajes y autorizando su tenencia por parte de particulares. Además, queda en evidencia la falta de control sobre los individuos, que se inspeccionan tan sólo ante las peticiones de entidades y particulares que son capaces de ver que no es normal que se mantengan en un entorno doméstico según qué especies. Los Listados Positivos han demostrado ser una de las soluciones a este problema, y con el deseo de que se implemente pronto en el país, estamos trabajando activamente desde la Coalición para el Listado Positivo.

 

¿Quieres apoyar nuestro trabajo?HAZTE SOCIO

Colabora por tan sólo 1€ al mes:HAZTE TEAMER

Recibe nuestro newsletter:SUSCRÍBETE AQUÍ

Noticias relacionadas